6 Viajes que se pueden hacer desde Santiago

Con sus museos, parques, restaurantes y tiendas, Santiago tiene mucho que ofrecer durante la estancia de los visitantes. Pero a todo el mundo le gusta salir de la ciudad de vez en cuando, y debido a su ubicación, Santiago se encuentra cerca de las montañas de los Andes, valles vinícolas y el océano pacifico, destinos que pueden visitar por el día. Si su interés es el senderismo, pasar un día en la playa, ir a una cata de vinos, o explorar ciudades mineras abandonadas (un nicho interés especial, pero que vale la pena!), estas seis opciones de viajes de un día desde Santiago son una buenas maneras de conocer los paisajes, cultura, gastronomía e historia de Chile Central.

 

1.Valparaíso y Viña del Mar – El Océano Pacífico se encuentra a una hora y media de la capital, así que si estás buscando marisco fresco, vistas hacia el puerto, y la oportunidad de combinar playa y aprender sobre historia de Chile, vale la pena visitar estas dos ciudades costeras. Viña del Mar, es uno los balnearios más famosos de Chile central, se trata de festejar: se puede pasar el día tomando el sol en la playa, visitar el famoso reloj de flores,  el museos Castillo Wulff y Fonck, o probar suerte en el casino. Luego, pueden tomar un colectivo (taxi local) y en 10 minutos llegar a la ciudad de Valparaíso, joya del del Pacífico desde el Viña arenoso y bohemio. Aquí, ascensores históricos te llevan a los diferentes cerros de la ciudad para ver las famosas casas, que han sido pintadas de diferentes y vibrantes colores, acompañadas de algunos de los mejores pinturas urbanas de América del sur. Es una gran ciudad para explorar el Cerro Alegre y Concepción, ambos cerros considerados de los mejores ejemplos para observar la arquitectura clásica de Valpo y arte callejero, así como disfrutar de increíbles cafeterías y tiendas, y después visitar el museo La Sebastiana, peculiar casa de Pablo Neruda ubicada en el Cerro Florida. Luego se puede terminar el día con una comida en algún restaurante local con excelente marisco; como la paila marina (guiso de mariscos), chupe de jaiba (pastel de jaiba) o el pescado fresco del día (pescado u otro) siempre serán grandes elecciones.

 

2.País del vino chileno – Si eres un amante del vino, tienes mucha suerte: Santiago está a sólo unos pocos kilómetros de los mejores valles vitivinícolas de Chile, es decir, Casablanca y Colchagua, rodeadas de montañas y pisos de los valles cubiertos por algunos de los mejores cultivos y  vinos del país como el Carmenere, Cabernet Sauvignon y Chardonnay. Pasar un día tranquilo visitando bodegas locales como Clos de Apalta en Colchagua o Bodegas RE en Casablanca, donde aprenderán sobre la historia de la vitivinicultura en Chile, así como sobre los procesos de elaboración de los diferentes y únicos vinos de cada viñedo,  explicación que será entregada por los guías expertos en el tema según el tour que tomen. Cada recorrido consta de  degustaciones de algunos de los vinos más ejemplares de la viña. ¡Salud!

Fotografía del Ski Portillo Resort

 

3. Esquí en los Andes – con pistas épicas y unas vistas impresionantes desde diferentes lugares de la cordillera de los Andes de América del sur, algunos de los mejores lugares del mundo para el esquí alpino se encuentra en las cercanías de Santiago en la cordillera en Valle Nevado y el centro de esquí de Portillo. Ambos centros cuentan con buen alojamiento y servicios como restaurantes y pista de esquí, su proximidad a Santiago (Portillo se encuentra alrededor de 2 horas de distancia, Valle Nevado aproximadamente 90 minutos) es súper fácil para que usted pueda alojarse en la ciudad pero pasar sus días en las laderas nevadas. Ambos resorts cuentan con un registro anual de alrededor  24 pulgadas de nieve y tienen un total de 79 pistas (y  fuera de pista) así como ascensores, una variedad de pistas para todos desde principiantes hasta avanzados, tiendas de alquiler y sitios de heli-ski, snowboard y freestyle.

 

4.Cajón de Maipo – a una hora de Santiago, donde se puede practicar senderismo, rafting, pesca con mosca, escalada en roca, paseos a caballo, o simplemente disfrutar de naturaleza desde un coche? La respuesta es de cajón de Maipo. Este valle montañoso ubicado en el sureste de la ciudad es un paraíso de cumbres, ríos, lagos, bosques, volcanes y glaciares, patio de la mejor aventura al aire libre. Actividades comunes incluyen excursiones a los glaciares El Morado y San Francisco, visitas al Embalse El Yeso, relajos en las aguas termales del Plomo o Baños Morales, rafting en el río Maipo, senderismo a la cascada de Yeso y exploración a pequeños pueblos como Pirque, el que cuenta con alguno de los mejores Cabernet Sauvignon de Chile. El valle también es famoso por sus productos locales, como chocolates, pasteles y empanadas y a la vez un gran lugar para la compra de artesanía.

 

5. Parque Nacional la Campana – Para una caminata sencilla por el día cerca de Santiago que no está en la Cordillera, La Campana es la mejor opción para ver épicas vistas y riqueza de flora y fauna, como la palma chilena, una especie en peligro que a crecido en todo el país pero ahora solo existe en pequeñas zonas. Famoso por ser el sitio del Cerro La Campana (campana de la montaña) que fue escalado por Charles Darwin en 1834, este Parque Nacional y Reserva de la Biosfera declarado por la UNESCO, alberga fauna autóctona como zorros, pumas, aves, chingues (mofetas) y mariposas. La caminata ofrece hermosas vistas de la campana, la oportunidad para visitar una cascada de casi cien pies de altura y una placa dedicadas al trekking de Darwin. Si desea continuar hacia la cumbre sobre los 6.000 pies sobre el nivel del mar, tendrán increíbles vistas de las montañas y valles circundantes y en días claros se puede ver hasta el Océano Pacífico en una dirección y montaña del Aconcagua en Argentina por el otro lado.

Fotografía de Gabriel Britto

 

6. Ciudad minera de Sewell – Conocida como la ciudad de las escaleras, este patrimonio de la humanidad ofrece una fascinante visión acerca de la explotación minera de cobre, una de las principales tradiciones de Chile. Fundada en 1905 por la compañía Braden Copper, propiedad y operado por el El Teniente mina de cobre (la más grande del mundo), esta ciudad, albergaba a más de 15.000 trabajadores y a sus familias, fue construida en las empinadas laderas de los Andes a más de 2.133msnm. Esto hace que sea inaccesible por vehículos, por lo que los edificios pintados de brillantes colores con terraza en pendiente, se encuentran todos conectados mediante escaleras. Cerró en la década de 1970, fue salvada de la demolición por el gobierno de Chile y luego la UNESCO, pudiéndose visitar solo en tours privados. Situado cerca de dos horas de Santiago, es un poco más de una trekking de un día, pero merece la pena conocer una de las ciudades históricas mineras chilenas.

 

 

 

4 Senderos que puedes hacer en Patagonia que no son del circucito “W”

Si te gusta el trekking y piensas visitar la Patagonia algún día, lo más probable es que en tu lista de trekking se encuentre como primera opción el circuito de la W en Torres del Paine. Pero en los últimos años, con el aumento de visitas a Chile y a la Patagonia debido a sus senderos de clase mundial y variedad de trekkings, el circuito la “W” se ha convertido en hacinamiento y un lugar demasiado frecuentado durante los meses de temporada alta de diciembre a febrero. Para las personas que buscan viajar a la Patagonia, estar en contacto con la naturaleza y alejarse de las multitudes, la experiencia de estar aislado y solo puede ser arruinado por la cantidad de visitantes. Por suerte, existe un montón de otros senderos en la Patagonia, desde la zona norte en el distrito de lagos hasta las lejanas islas de Tierra del Fuego, que puede satisfacer sus ganas de aventura.

 

1.Dientes de Navarino – El circuito, se encuentra situado en la isla de Navarino en Tierra del Fuego y es llamado diente- por el aspecto de la cadena de la montaña de la isla. Es un circuito que no cuenta con infraestructura de rastro, por lo que los excursionistas deben traer todo su equipo de camping y senderismo, convirtiéndolo en un perfecto viaje de varios días para aficionados de actividades al aire libre. Cuatro días de duración y 53 kilómetros de pista accidentada y aislada, el camino pasa por valles, bosques Magallánicos subpolares, turberas, lagos y ríos, y finalmente se pueden observar los picos montañosos en el paso de Virginia el que consta de increíbles vistas hacia el canal Beagle y las montañas y fiordos de Tierra del Fuego y Cabo de Hornos. Para los excursionistas que disfrutan la naturaleza pura, y realizar recorridos que pocas personas han hecho antes, la caminata de Dientes es un gran reto.

Los hechos

Dónde: Isla Navarino, Tierra del Fuego, lado chileno

Duración: 53 kilómetros (aproximadamente 4 días)

Cuándo ir: noviembre a marzo

Nivel de dificultad: avanzado

Por qué hacer el viaje: hermosas vistas hacia fiordos y montañas, naturaleza virgen, aislada y desconocida para la mayoría de los visitantes de la Patagonia

 

 

2.Cerro Castillo – Los fanáticos del trekking Dientes de navarinos y de rutas de senderismo poco frecuentadas, les encantará este menos conocido pero espectacular trek de cuatro días en la región de Aysén. Cerro Castillo, llamado así por la formación de rocosa que marca el pico más alto de la Cordillera Central (2.320 metros) recién nombrado Parque Nacional tiene todas las atracciones de Torres del Paine, imponentes picos, extensos glaciares y hermosas vistas hacia lagos y pasos montañosos, pero sin multitudes. El sendero se puede acceder desde diferentes lugares, permitiendo excursiones de día, pero el estándar multi-día de rutas de senderismo es de aproximadamente 62 kilómetros (38,5 millas), el principal atractivo de la caminata comienza con una vista de la montaña sobre la brillante agua color turquesa de la Laguna Cerro Castillo. Aislado y con una infraestructura muy básica en los campings y a lo largo de la ruta, la caminata se recomienda definitivamente para excursionistas expertos que no les complique pasar muchos días solo en territorios más aislados. Pero las vistas, la tranquilidad y la oportunidad de ver vida silvestre de difícil avistamiento como huemul ciervos y pumas hace que esta excursión valga la pena.

Los hechos

-Lugar: Región de Aysén, Chile

-Duración: 62 kilómetros (aproximadamente 4 días)

-Cuándo ir: noviembre a febrero  (temporada alta)

-Nivel de dificultad: Intermedio a avanzado

-Por qué hacer el viaje: vistas hacia escarpadas montañas y lagos, grandes oportunidades para ver vida salvaje, poca gente.

Photography @chile_magico

 

3.Ruta de Darwin – Este sendero, que se extiende por tierra y mar, sigue la ruta del famoso naturalista Charles Darwin por el archipiélago fueguino a través de su primera navegación en 1832 a bordo del Beagle en su segundo viaje en el que se puso en contacto con la tribu yaganes. Enamorado de la riqueza y biodiversidad de la región, que se puede observar gracias a la abundancia de fauna y flora marina, las aves y los bosques de miniatura de musgos y líquenes – las observaciones que Darwin hizo en su viaje a través de Tierra del Fuego ayudaron a formular sus ideas sobre la evolución, haciendo de esta ruta un destino ideal para los excursionistas con un interés en la botánica, la biología y la historia. El camino, pasa a través de varias vías fluviales como los canales Beagle y Murray, también incluye caminatas cortas y relativamente fáciles hacia miradores interiores desde el que Darwin pudo observar los paisajes, como el camino hacia un mirador con vista hacia la hermosa bahía de Wulaia, el aterrizaje del sitio  Beagle  que cuenta con una historia sobre los conflictos  entre los europeos y los nativo yaganes.

Los hechos

-Lugar: Tierra del Fuego, Chile y la Isla Navarino

-Cuánto tiempo: 2-3 días

-Cuando ir: noviembre a marzo

-Nivel de dificultad: fácil a intermedio

-Por qué hacer el viaje: Considerarse una isla remota, con impresionante fauna y flora marina

Photography Daniel Osorio

 

4.Valle de Cochamo – cuando la mayoría de la gente piensa en caminata en los hermosos lagos de Chile, piensan de Huilo Huilo. Pero este valle, situado aproximadamente a dos horas de Puerto Montt, es lugar de inicio de bellos senderos de la región. El Valle de Cochamo, conocido como el Yosemite de Chile sólo es accesible a través de una caminata de 4 a 6 horas que te lleva a el corazón de este paraíso, rodeado de antiguos bosques, ríos de aguas cristalinas y verdes pampas. Debido a la forma del valle, el sendero no presenta dificultades; más bien, existen caminata en el valle y una serie de alojamientos para acampar e ir de excursiones por el día a diferentes áreas y puestos de observación, como el camino del Arcoíris y una caminata de 5 horas que los llevará a lugares con impresionantes vistas de la Cumbre. Debido a la remota ubicación del valle, los caminos y el camping cuentan con instalaciones básicas, lo que es un excelente destino para los amantes de actividades al aire libre y caminos desafiantes. Los acantilados de granito puro, pueden elevarse hasta 1.000 metros de alto, que también han convertido el valle en un destino internacional para los escaladores de roca.

Los hechos

-Lugar: Región de Los Lagos, Chile

-Duración: 4-6 horas (10 kilómetros) al camping de La Junta en el Valle

-Cuándo ir: noviembre a mediados de abril

-Nivel de dificultad: Intermedio a avanzado

-Por qué hacer el viaje: senderos remotos, buenas paredes para la escalada, aislado desierto, montañas de cúpula de granito.

5 Razones para visitar Chile durante invierno

Todos saben que Chile es uno de los mejores destinos del mundo para realizar esquí y snowboard alpino, ya que cuenta con resorts y centros de primer nivel como Portillo o Valle Nevado, pero también existen otras actividades que se pueden realizar y destinos que se pueden visitar en la temporada de invierno de Chile. Esta estación se da durante los meses de junio, julio, y agosto, ofreciendo el escape perfecto para el calor del verano en el hemisferio norte, como también la oportunidad de ver paisajes cautivantes de Chile en todo su esplendor invernal.

De trekking en la Patagonia, a observar las estrellas en el desierto norte de Chile,  disfrutar de productos locales, comida y tragos típicos, el invierno se está convirtiendo en la nueva y mejor época para visitar Chile.

 

1.Deportes de invierno épicos – diferentes regiones del país cuentan con una amplia gama de actividades para realizar en la estación de invierno. Si el esquí alpino no es su fuerte, el distrito de lagos es un territorio excelente para el esquí de fondo,  existe el privilegio de esquiar en volcanes y también es muy popular en deportes extremos como el  “heli-esquí”. Pero si se prefiere optar por otras actividades menos invasivas con el entorno,  el senderismo de invierno es perfecto!, como el trekking al circuito “W” en Torres del Paine, excursiones de día en la zona como el Cerro Dorotea, o vivir una experiencia diferente de ir en trineo con un equipo de huskies a través de los bosques del sur de Chile.

 

2.Bellos paisajes nevados – Torres del Paine. El desierto de Atacama. Los Andes. El Distrito de Lagos. Estos hermosos paisajes son una de las principales razones de porqué la gente quiere visitar Chile. Y ahora poder observarlos en invierno. Las cumbres de granito y pampas de la Patagonia, cubiertas de nieve y el hielo bajo un sol de invierno. El distrito de lagos – tierra de frondosos bosques y volcanes – se convierte en el país de las maravillas de invierno. La imponente Cordillera de los Andes detrás de la ciudad de Santiago, con una capa de nieve. Si estas entusiasmado por una temporada de Nevada fresca, el invierno en Chile es el mejor momento para visitar.

 

3.Los más acogedores alimentos y bebidas – perfecto para las larga y frías noches de invierno, los chilenos han creado algunas de las variedades de invierno más sabrosos de América del sur. Para el almuerzo o cena, meter en un recipiente caliente una cazuela, versión chilena de sopa de fideos con pollo, las masa hervida como pantrucas con pollo o porotos con riendas, un delicioso guiso de alubias, espagueti, calabaza y salchicha. Luego para tragos de aperitivos probar una taza de navegado chileno, que es un vino caliente, acompañado por un plato de sopaipillas, que son masas fritas de calabaza Andina que se remojan en una salsa azucarada llamada chancaca.

 

4.El mejor momento para mirar las estrellas – el invierno es cuando los cielos del hemisferio sur son más claros, convirtiendo a San Pedro de Atacama y el Valle Elqui como los destinos más espectaculares para la observación de estrellas. Pueden visitar observatorios de clase mundial como ALMA (desgraciadamente no en la noche, debido a que es un observatorio de trabajo) en el que podrán aprender más acerca de los importantes descubrimientos científicos que se han realizado en estos observatorios chilenos. Entonces, abrigarse en la noche para tours de observación de estrellas con expertos astrónomos locales, en los que se puede utilizar una gama de telescopios para ver las maravillas que ofrecen los cielos nocturnos como las nebulosas, planetas y aprenderán todo sobre las constelaciones y cielos del sur.

 

5.Temporada baja – aparte de los centros de esquí fuera de Santiago, el invierno es temporada baja para el turismo en Chile, que es una buena noticia para usted!. Habrá incluso menos gente en los principales destinos como San Pedro o Torres del Paine (que ahora se encuentra abierto para realizar actividades como trekking, ya sea en el circuito “W” o el circuito completo “O” , ambas consideradas excursiones de invierno), hay más disponibilidad en los mejores restaurantes y Hoteles del país y lo mejor de todo, aprovecharán grandes ofertas de temporada baja!

 

San Pedro de Atacama – Visitando el lugar más árido del mundo

Qué hacer en San Pedro de Atacama

 

San Pedro queda en el norte de Chile, sirviendo de portal al desierto más árido del mundo, el desierto de Atacama. En San Pedro y la cercanía hay muchas actividades relacionadas con aventuras, gastronomía, paisajes maravillosos y cultura local, debes visitar este lugar si es que te encuentras en Chile.

Usando San Pedro como base, es fácil explorar los valles místicos, lagunas altiplánicas y antiguas ruinas de los cerros. También puedes maravillarte con el cielo nocturno – posiblemente la más clara del mundo – Una excursión nocturna al desierto definitivamente vale la pena. Una noche estrellada aquí es algo que jamás olvidaras.

Lo ideal es tener 4 días para aprovechar de tu tiempo aquí. El pueblo es pequeño y es fácil desplazarte a pie. Está lleno de actividades de turismo y tiendas de empanadas (¡de las mejores!) Ir por más tiempo te permitirá relajarte, y planificar cuidadosamente tus actividades. Sin más rodeos, aquí te presento las mejores cosas para ver y hacer en San Pedro de Atacama.

 

Adonde ir

1. Valle de la Luna

Valle de la Luna es un valle espectacular ubicado a sólo 13 km de San Pedro.
El entrada del parque pueden encontrar mapas del valle, que te permiten entender mejor las dimensiones del lugar. El camino principal te llevará hasta Las Tres Marías, tres atípicas formaciones rocosas que sobresalen del suelo del desierto.

 

En la primera parada, unos 3km de la entrada, están las cavidades salinas. Son un sistema serpenteante y estrecho de cuevas, conteniendo estructuras geológicas que parecen de otro planeta.

 

Hay más acantilados y cuevas surrealistas, pero mientras más avanzas, menos gente encontrarás, y empiezas a sentirte realmente aislado en el desierto. El sol del mediodía quema en tu cara y tu cuello, por donde mires.

La vista que todo el mundo viene a ver es del Valle de la Luna al atardecer, especialmente desde la parte superior de la gran duna de arena. El camino es arenoso pero bien trabajado; no creo que presente dificultades para nadie. La vista desde la cima te hará entender la lógica detrás del nombre del valle. Fue aquí donde la NASA probó el prototipo para el robot explorador de Marte, debido a la similitud de su terreno.

 

 

Ver el sol ponerse detrás de la cresta es algo hermoso en sí, pero no se compara con el brillo de oro rojizo que envuelve el desierto después. En la cumbre de la duna, puedes caminar por la cresta en los dos sentidos. Hacia la derecha te proporciona una vista del atardecer detrás de la duna, y si te das vuelta, verás la cordillera completa con varios volcanes grandes a la distancia. Hacia la izquierda te muestra los cerros irregulares y el sinfín del desierto. El camino sigue más allá también, así que puedes buscarte tu propio espacio lejos de la multitud. Es a esa hora que hay más gente en la duna, pero la vista es notable durante todo el día. El atardecer aquí es algo que recordarás durante el resto de tu vida.

 

Cómo llegar

Se puede llegar al Valle de la Luna de varias formas dependiente de tus preferencias. La mejor opción es hacer un tour, que te recogerá en tu hotel o albergue y te llevará a la entrada, visitando cada sitio con un guía experto antes de dejarte de vuelta en tu alojamiento. Normalmente parten desde las 2 o 3pm, para que veas el atardecer, pero es posible más temprano también.

También es fácil llegar en bicicleta. En tu tiempo libre puedes arrendar bicis en todo el pueblo. Son unos 25 minutos para llegar desde el centro del pueblo hasta la entrada. Cuando entras al valle, la calle se vuelve desvencijada y hay partes empinadas también. Un casco y una chaqueta de alta visibilidad son esenciales para ir al valle en bicicleta. Cometí el error de no llevarlos, y al llegar me avisaron que no podían permitir que yo entrara la bici sin ellos.

 

2. Valle de la Muerte / Valle de la Marte

El Valle de la Muerte, también conocido como el Valle de Marte, queda más cerca de San Pedro que el Valle de la Luna. Sus paisajes surrealistas son igual de asombrosos, pero tienen la ventaja de no llenarse de tanta gente que su vecino más grande y más popular. No es que nadie visite el Valle de la Muerte, pero sí que no van tantos grupos haciendo tour.

La entrada queda a la derecha de la carretera hacia Calama, a sólo 2km desde el centro del pueblo.

Este valle es el lugar perfecto para practicar sandboarding. Se puede llegar caminando desde el pueblo (donde puedes arrendar la tabla), y aunque el Valle de la Luna tiene una duna de arena gigante, no es permitido realizar sandboarding en ella. Además de subir la duna para bajar en tabla, también vale la pena subir para disfrutar de la vista. El desierto se extiende ante tus ojos hasta la cordillera escarpada, huasos cruzan los valles irregulares con sus caballos, dejando nubes de arena en su huella, y afloramientos extravagantes desafían la lógica por donde mires.

 

Cometí el error de subir la duna en una línea recta desde la base hasta la cumbre. No cometas el mismo error – tuve que usar mis pies tanto como mis manos ya que la superficie era casi vertical. Mis pies se hundían en la arena al menos 30 cm con cada paso, lo que hizo que fuera una dura prueba innecesaria. Tenía medio desierto en mis zapatos para cuando llegue a la cima. Por suerte, tenía suficiente agua para no desmayarme en el calor de mediodía. A pesar de que tome la ruta más difícil (hay una senda bien trabajada para los que hacen sandboarding, que te lleva a la cima diagonalmente), valió la pena de mi esfuerzo.

 

También puedes continuar en el camino más adentro del valle, que serpentea hasta llegar al lado opuesto de la duna y te proporciona una vista de lo que hay más allá de la cresta sobresaliente. Parece una pista extrema de Motocross, construido para gigantes. Aun me cuesta comprender como se formaron estos valles.

 

Cómo llegar

Se puede llegar mediante los métodos que describí para llegar al Valle de la Luna, con una opción adicional.

En tour, su vehículo sale por la calle Licancabur y toma la carretera principal hacia Calama. El cerro arenoso directamente frente tuyo al salir del pueblo es la entrada. No deberías demorarte más de 25 minutos caminando si estas en forma razonable. Los mejores miradores pueden estar a hasta 2 horas caminando, dependiente de tu ritmo y de las veces que paras. Lleva abundante agua y algo para comer. Hay una sola carretera, así que a menos que te desvíes hacia el desierto, es imposible que te pierdas. Pero siempre es más seguro ir en un vehículo.

 

Puedes hacer un tour también. Hay muchas más excursiones al Valle de la Luna, pero aun así puedes conseguir una aquí, o incluso una que visita los dos lugares.

Por último puedes ir en bicicleta. Es fácil llegar, a pesar de una pequeña sección cuesta arriba. Ir en bicicleta dentro del valle en si puede ser algo difícil, eso sí, ya que la arena llega a ser espesa. Subí a la cima caminando, luego bajé en bici (sin usar los pedales) pero las ruedas se atoraron en la arena y volé por encima del manillar, cayendo al Valle de la Muerte. Hubiera sido un lugar apto para morir, pero afortunadamente no fue así. También puedes ir en bici desde aquí hasta Pukara de Quitor relativamente rápido, ya que hay un camino directamente de una entrada a otra.

 

3. Pukara de Quitor

Esta fascinante ruina en el cerro una vez fue una fortaleza imponente, enclavada en un sitio perfecto para la defensa, quitándole el elemento de sorpresa a los invasores. Lo encontraras a 3km al noroeste de San Pedro. Como la mayoría de las atracciones aquí, hay una entrada de unos miles de pesos. Si tienes bicicleta, hay donde asegurarla en la entrada.

 

Puedes elegir entre escalar la cresta que recorre las ruinas de 700 años, o los cerros en la distancia. Los cerros tienen varios miradores y refugios donde descansar, además de unas estructuras interesantes en la cumbre. Desde la cima, puedes mirar el Valle de la Muerte y verlo de otro punto de vista. También puedes ver el valle que conduce a Catarpe, a donde puedes llegar en bicicleta por una ruta interesante y aventurera.

La vista desde la cumbre de los cerros es notable. Se ve más o menos la misma cosa pero desde un ángulo inferior, y mientras puedes acercarte más a las ruinas, no puedes entrar en ellas. Dicho esto, el camino es corto y probablemente vale la pena por los quince minutos que te demoras en recorrerlo.

Cerca de la entrada de Pukara de Quitor hay otro camino. En vez de seguir la rampa hasta el depósito para bicicletas y taquilla de entradas, vete en el sentido opuesto. Sin alejarte del muro rocoso, sigue el camino hasta llegar a una cueva donde hay unas tallas arqueológicas asombrosas. La cueva es totalmente oscura en ciertos puntos, así que lleva linterna. Ten cuidado con la cabeza también, especialmente si eres alto como yo. Tendrás que agacharte muchas veces. Al otro lado de la cueva hay un pequeño espacio abierto donde puedes ver las extrañas formaciones rocosas de cerca, y añadir tu propia firma a las miles que ya están ahí, antes de devolverte por donde viniste. Es recomendable llevar algo para taparte la boca y la nariz porque de lo contrario inhalarás mucho polvo. Una vez afuera, puedes maravillarte con las dos cabezas gigantes que han sido talladas en la pared del acantilado.

 

Cómo llegar

Todas las opciones anteriores también se aplican aquí. Puedes ir en tour, caminando o en bicicleta.

 

4. Astronomía

Se dice que la mejor actividad que puedes hacer aquí, con los cielos inmaculados de la zona, es mirar hacia arriba. Dentro del año que viene, más del 70% de los observatorios astronómicos del mundo tendrán su base aquí. Desde este desierto, se puede observar la Gran Nube de Magallanes a simple vista, que es una galaxia del exterior que orbita la Vía Láctea, a más de 150.000 años luz. También se puede apreciar la Pequeña Nube de Magallanes, menos visible y aún más lejos. Es el objeto visible más lejano del hemisferio sur sin tener que usar un telescopio. También puedes penetrar en el corazón de nuestra propia galaxia. ¿Conoces esa línea de sustancia nubosa que sale en películas y en la mejor astrofotografía? La podrás ver con tus propios ojos.

 

Tendría que ser una cámara excelente para que salga todo esto en fotos, pero por suerte, casi todas las excursiones astronómicas sacan fotos del grupo con sus propias cámaras. Puedes pedir una de ti solo también.

Lo recomiendo totalmente. Me llevaron en una excursión de 2 horas, señalando todas las constelaciones visibles del zodíaco y explicando sus historias. También nos mostraron un documental corto, y nos permitieron comer salchichas y otras cosas para picar.

En Agosto, a fines del invierno, Saturno era el más visible. Temprano en la noche, es posible atisbar Marte y Júpiter también. En distintas épocas a lo largo del año, es posible ver los primeros seis planetas a simple vista.

 

5. Lagunas de altas llanuras y los salares de Atacama

Los lagos a gran altitud definitivamente valen la pena ver si estas por la región. Tendrás la oportunidad de ver flamencos rosados en la Reserva Nacional de la Chaxa, caminar sobre un lago congelado en Piedras Rojas, y ver vicuñas (primo de las llamas y alpacas) en su entorno natural, los cerros a más de 3.000m de altura.

 

Es mejor comenzar temprano para ir a estos lugares, ya que quedan un poco más lejos que la mayoría de las atracciones. En el camino, me quedaba dormido a cada rato, pillando irreales de cumbres nevadas, desierto interminable, y vicuñas pastoreando, y venía escuchando al guía explicar que las vicuñas aún son cazadas por su piel, a pesar de que es ilegal.

Desperté cuando pasamos de una carretera bien pavimentada paso a un camino de tierra lleno de baches. Saltaba arriba y abajo, pegando mis extremidades contra elementos del Jeep que ni siquiera había notado antes. Luego me pegó todo el frío. Las mañanas a gran altitud no son nada agradables si vas poco abrigado. Por suerte, me había preparado.



Cómo llegar

La mejor forma de visitar estos lugares es en una excursión. Visitamos todos los lugares mencionados además de Toconao, un pueblo tradicional. La plaza principal tiene cactus grandes que crecen 1cm por año. Estos cactus medían más de 2 metros, ¡lo que significa que los plantaron a principios del siglo XIX! Puedes explorar las tiendas artesanales y comprar recuerdos, conocer la vieja iglesia, o degustar el helado casero local. Tienen de sabor rica rica, que es una hierba parecida a la menta que crece en la zona del desierto con matojos. El chofer se para un ratito en estas zonas también, para que recolectes tu propio suministro de la hierba.

 

Otras cosas para ver en la zona incluyen:

Géiser El Tatio – Planea ir temprano si visitas este campo de géiseres. Son más activos alrededor de las 4:30am.

Termas / Aguas Calientes – Hay muchas termas calientes cerca de San Pedro de Atacama. (Como los Geisers de Atacama y Termas Puritama)

Globo aerostático sobre el desierto Atacama – Navegar en globo sobre el desierto de Atacama es una experiencia única e impresionante. Comenzarás la excursión justo antes del amanecer para ver todos los colores y las rocas del desierto con la luz de la mañana. Cada tour es diferente porque no sabes a dónde te llevará el viento, pero puedes estar seguro de que tendrás una vista maravillosa del paisaje del desierto. ¡Este es definitivamente un recuerdo que nunca olvidarás!

El desierto florido – Es mucho más al sur que San Pedro, pero aún en Atacama, cerca de La Serena, hay un fenómeno que ocurre en el desierto donde las flores florecen en todas partes. Solo pasa una vez al año, y se supone que este año será el más grande de todos los tiempos.

 

Cómo Presupuestar

Por lo general, San Pedro es un poco más caro que otros pueblos de su tamaño en Chile. La mayoría de los clientes son turistas, lo que significa que los precios están un poco más inflados. Aquí es posible encontrar todo tipo de frutas, verduras, carnes, pescados y comida local. Hay muchos restaurantes en San Pedro de Atacama, por lo que se pueden encontrar bastantes opciones para todos los gustos y bolsillos.

Hay una gran variada gama de Hoteles y lugares para el alojamiento. Recomiendo hacer una reserva con anticipación, para poder llegar con tranquilidad al Hotel, realizar su Check-In para luego salir a caminar al pueblo.

 

Cuándo ir

Atacama es una región seca, con cielos claros a lo largo del año. Podrás contar las nubes con una sola mano durante todo tu tiempo aquí – y es más probable que no veas ninguna. En la excursión astronómica, el guía dijo que sólo treinta noches del año son nubladas, y aun así, no afectan mucho.

El verano chileno es desde diciembre hasta febrero, y su invierno desde junio a agosto. Sin embargo, aquí el clima no cambia mucho. Debido a la altitud (2.408 metros sobre el mar), San Pedro tiene noches frías todo el año, con las más frías en julio y agosto, a -1° C, y las más cálidas en enero a unos 5-6° C. Los días en invierno pueden llegar a 20° C, y en verano, 25° C. La altitud hace que los días parezcan más calurosos, eso sí, porque los rayos de sol tienen menos atmósfera que penetrar antes de llegar al suelo. La combinación de esto con la insólita claridad del cielo te asará.

 

Si quieres evitar la multitud, es mejor visitar justo antes del invierno (las vacaciones de verano del hemisferio norte), pero después del verano norteño. Abril-junio se considera la temporada baja aquí. Habrá menos gente, pero nunca va a estar vacío. San Pedro es un destino turista.

 

Qué llevar

Pastillas para el mal de altura – Dependiente de tu actitud hacia la altitud, podrías llevar algún remedio. Hay personas que simplemente les caen mal las elevaciones. 2.408 metros no es tan alto, pero algunas actividades pueden exceder los 4.000 metros. También puedes comprar remedios locales para el mal de altura en todo el pueblo. Las hojas de coca son útiles para largas caminatas hacia arriba, pero no te las tragues.

Vaselina o bálsamo de labios – Este se explica solo. Estarás en el desierto más árido del mundo. Sin esto, tus labios se resecarán hasta sangrar. Hablo por experiencia propia.

Bloqueador de sol – La altitud hace que te quemes mucho más rápido que si estuvieras al nivel del mar.

App de mapas – Aunque un buen mapa vieja escuela no tiene nada de malo, no te ayuda si no sabes dónde estás para empezar. MAPS.ME es una buena opción ya que te permite descargar los mapas para el uso offline (como la mayoría de las apps), pero también muestra caminos y senderos para peatones que son invisibles en Google Maps, por ejemplo.

Agua y comida – Este también se explica solo. Necesitarás mucha agua en el desierto más árido de la Tierra. Si te quedas tirado, la lluvia no te salvará – algunas zonas aquí reciben sólo un centímetro de lluvia al año. Algunos nativos no conocen la lluvia, sobre todo cerca de Antofagasta. Algo para picar también es útil, ya que no hay donde comprar fuera de los pueblos.

Cámara – Este lugar será inolvidable, pero nunca esta demás sacar algunas fotos.

 

 

10 lugares en Chile que no sabías que existían

 Chilean Horses Yendegaia

 

1) PARQUE NACIONAL YENDEGAIA

Este Parque Nacional de 150,612 hectáreas, en el extremo sur de Chile en Tierra del Fuego, solo fue abierto en diciembre 2013. Al este, linda con el Parque Nacional Tierra del Fuego en Argentina; juntos, los dos parques se llaman “Parque para la Paz.”

El paisaje hermoso de Yendegaia incluye árboles como ñires, coigüe, canelo y el notro chileno, también pastizales extensivos, un litoral escarpado, ríos rápidos, montañas sublimes, lagos, glaciares, y matorrales y hierbas resistentes al viento, fuertes lluvias y bajas temperaturas. De junio a septiembre, las temperaturas pueden alcanzar 11 grados bajo cero, pero en verano suben hasta los 24 grados.

Además de las 128 especies de plantas vasculares, 49 especies de ave y otros animales – algunos en peligro de extinción, como por ejemplo el zorro andino, el huillín, y el cauquén colorado – tienen que vivir con ese clima. Otros animales que habitan el lugar son focas leopardo, elefantes marinos y gaviotas cocineras.

El objetivo del Parque Nacional es de conservar la biodiversidad y animar el turismo en las áreas de aventura, outdoor, intereses especiales y ecoturismo. Ya que sólo fue fundado en 2013, aún no existen senderos oficiales, pero se puede explorar el área mediante varios senderos no oficiales que parten desde cualquier punto en la carretera Y-85, desde el Lago Fagnago, o en barco desde Puerto Williams. Además, una carretera desde Vicunya hasta Yendegaia está bajo construcción y probablemente estará lista para 2020.

Isla Mocha Chile

 

2) ISLA MOCHA, TIRÚA

Para llegar a esta isla de 48 km² que pertenece a la Región Bío-Bío, hay que ir en barco o helicóptero desde Tirúa, que está a 34km y es la ciudad más cercana en tierra.

El centro de la isla fue declarada reserva natural por el CONAF gracias a los bosques de arrayan, lenga y ulmo olivillo chileno, parcialmente en una pequeña cadena montañosa que alcanza 390 metros de altura. En el Sendero Camino Nuevo, un sendero para caminar de 1.5 horas, también se pueden percibir algunos animales como por ejemplos el chucao, la pardela patirrosa, y el degú, que es endémico de Isla Mocha y es en peligro crítico de extinción. Otro animal interesante, aunque lleva casi dos siglos muerto, es Mocha Dick, la ballena que inspiró a Herman Melville para su novela famosa Moby Dick, y que contribuyó a los más de 100 naufragios por Isla Mocha.

En sus largas playas arenosas, los pescadores comparten la costa que windsurfers, marineros y otras personas simplemente disfrutando de un paseo fácil por la orilla del pacífico.
Con 15-30°C, es más relajante ir durante el verano, ya que las temperaturas de invierno pueden variar entre 10 y 15 grados y siempre hay mucha lluvia. No hay cajeros automáticos ni en la isla ni en Tirúa, así que es importante llevar suficiente efectivo. Además, hay un solo hotel en toda la isla. Sin embargo, los habitantes están dispuestos a alojar a turistas, o puedes tomar la oportunidad de hacer camping bajo las estrellas.

Salto del Indio

 

3) SALTO DEL INDIO, CURACAUTÍN

En la Región Araucanía, 14 km de la ciudad de Curacautín y a 719 metros de altitud, el hermoso salto de 20 metros de altura Salto del Indio te espera.

Aunque la visibilidad de la cascada es restringida por los bosques, se puede observar vistas asombrosas de ella desde los muchos miradores por el lugar. También hay huellas que conducen directamente al pie de la cascada, que es la intersección de los ríos Indio y Cautín. El primero de estos termina ahí y se convierte en el Salto del Indio. Según una antigua leyenda, el salto se formó cuando el niño indio Cayú se tiró al Río Cautín porque no podía estar junto con su amor Millaray, Princesa de Araucanía.

La cascada es parte del Parque Senderos del Indio de 12 hectáreas, que ofrece restaurantes, cabañas, un hostal, artesanía, miradores y una granja en miniatura en un paisaje fascinante compuesto por sedimentos volcánicos del Volcán Lonquimay.

Los Molles chile

 

4) LOS MOLLES

El pequeño pueblo costero de Los Molles en la Región Valparaíso, a solo 8km de la Región Coquimbo, es el lugar ideal para unas vacaciones relajantes.

Aunque el pueblo es más que preparado para los turistas – hay 678 casas, pero sólo 636 habitantes – es un lugar tranquilo con restaurantes con vistas al mar, playas de arena blanca, bellos atardeceres, oportunidades de hacer camping, y ofertas de turismo de aventura como bucear o explorar cuevas.

Además del turismo, la comida agrícola, la artesanía, la pesca y la acuicultura juegan un gran papel en la vida de los habitantes.

130 de más de 300 especies de planta en Los Molles son endémicas y muchas de ellas se pueden encontrar en el Bioparque Puquén, por ejemplo el lúcumo en peligro de extinción y varios cactus, la astromelia y la marsilea. También habitan ahí el colocolo, el gato marino y la foca. Se destacan los depósitos paleontológicos con fósiles de crustáceo y de insectos, y también una red de cuevas subterráneas y un “géiser frío”.

Chañaral de aceituno

 

5) CHAÑARAL DE ACEITUNO

Chañaral de Aceituno no es un pueblo, sino una cala en la municipalidad de Freirina, Región Atacama, a dos horas de Vallenar.

El motivo por el que tanta gente viene aquí son las ballenas. Durante el verano, hasta seis distintos tipos de ballena se pueden observar desde este lugar.

Frente a la cala esta la Isla Chañaral, parte de la Reserva Nacional CONAF Pingüino de Humboldt, donde habitan muchos pingüinos de Humboldt. En ciertas épocas del año, también se pueden ver distintos grupos de delfín mular común.

Ventisquero Queulat

 

6)  VENTISQUERO COLGANTE QUEULAT

El nombre de Ventisquero Colgante Queulat describe un ventisquero colgante de hasta 293 metros de altura, ubicado dentro del Parque Nacional Queulat en la Región Aysén del General Carlos Ibáñez en el sur de Chile.

El Parque linda al Río Cisner al sur y a la Reserva Nacional Lago Rosselot al oeste. Su área de 1541 km² cubre montañas de cumbres cubiertas de glaciares, bosques perennes vírgenes, lagos, lagunas, dos pequeños campos de hielo e incluso parte del Grupo del Volcanes Puyuhuapi. Los bosques de lluvias templados de Valdivia tienen tepú, quila, chilco, nalca, coigüe de Magallanes y lenga. Junto con mamíferos como el pudú y el kodkod, también viven en esta área aves como el chucao tapaculo, la paloma araucana, el carpintero negro, el rayadito, el pato maicero y muchas más.

ISLA-MADRE-DE-DIOS

 

7)  ISLA MADRE DE DIOS

A solo una excursión en barco de un día desde Puerto Natales, se encuentra la isla Madre de Dios, ubicada en la Región Magallanes, no muy lejos del Parque Nacional Bernardo O’Higgins. Es parte del archipiélago Madre de Dios, que consiste en cinco islas. Sólo una de ellas es habitada.

En las costas empinadas de la isla de 1043 km², que es compuesta parcialmente de caliza y que fue declarada como reserva natural en 2008, hay varias cuevas naturales creadas por la combinación erosiva del viento y de las mareas. Algunas de ellas fueron usadas por el pueblo Kaweskar, que vivió ahí desde hace 6000 años hasta el siglo 21, con distintos propósitos como lugares de entierro o camping temporales. En 2006, la Cueva del Pacífico fue descubierta con sus pinturas y arte rupestres. Otra cueva interesante es la “Cueva de las Ballenas”, donde se descubrieron esqueletos de ballena de hace 2600-3500 años.

Cerro las Peinetas

 

8) CERRO LAS PEINETAS

Fue sólo en 2002 cuando esta montaña de más de 2000 metros de altura en el Parque Nacional Villarrica en la Región de Araucanía fue escalada por primera vez. Desde entonces, se han detectado pocas rutas, pero si hay una ruta de trekking de seis horas y una ruta de escalar de diez horas. Sin embargo, estas actividades sólo son recomendables para escaladores físicamente en forma y con experiencia.

El paisaje alrededor de esta montaña de origen volcánica presenta el valle verde e irregular del Río Trancura, de origen glacial, y se pueden encontrar arboles como el raulí, el coigüe, la lenga y la araucaria.

Para llegar, se puede ir desde el Lago Tromen o desde varios puntos en la carretera hacia el cruce fronterizo con Argentina en Mamuil Malal.

Altos de Lircay

 

9)  ALTOS DEL LIRCAY NATIONAL RESERVE

Si estas en Santiago y no sabes a donde ir, la Reserva Nacional Altos del Lircay de 12.163 hectáreas no queda muy lejos, aproximadamente 270 km al sur en la Región del Maule, cerca de la cordillera, y los volcanes Descabezado Grande y Cerro Azul.

Alrededor de los tres ríos principales de la reserva, Lircay, Blanquillo y Claro – este último terminando con un salto espectacular – crecen las especies de árbol en peligro de extinción como el Hualo, siete de las diez especies de árboles Nothofagus de Chile, y también los cipreses de la cordillera y el roble maulino. Uno de los propósitos de la reservar es de proteger animales raros y en peligro de extinción, como el loro Tricahue, la mofeta de Molina, el pudú, el puma y la loica.

El clima se caracteriza por periodos cálidos con algunos áridos extendidos, pero también puede haber nieve en la ladera este durante el invierno y parte de la primavera. La temperatura promedio es 14,7°C.

Al llegar, hay que anunciar su llegada a la Oficina de Guardaparques en la entrada de la reserva y pagar una pequeña tasa ($5000 para adultos del extranjero). Si quiere quedarse toda la noche, es obligatorio llevar una estufa a gas o carbón, y tener en cuenta que se prohíben las mascotas, la cacería, la pesca y el camping en el mirador Enladrillado o en lagunas de gran altitud.

Además de poder montar en caballo, también se pueden tomar varias rutas de trekking que varían entre 20 minutos hasta más de 10 horas y caminatas de 4 días.

Salar de Maricunga

 

10)  SALAR DE MARICUNGA

Como parte del Parque Nacional Nevado Tres Cruces en la Región de Atacama, aproximadamente 160km noreste de Copiapó y a 3750 metros de altitud, el Salar de Maricunga se extiende por un área de 80 km².
Este salar antes era un lago, pero

con el tiempo se evaporó el agua y, como se encuentra en medio de dos sierras montañosas (Claudio Gay y Domeyko) y no tiene acceso al mar, la sal permanece en la cuenca.

77 especies de animales, 65 especies de fauna y muchos flamencos viven en el árido desierto del salar, con una temperatura máxima promedio de 18,4°C y una temperatura mínima promedio de 4,5°C. Ya que puede resultar difícil llegar en invierno, el Parque solo está abierto de octubre hasta abril.

Otros lugares de interés dentro del Parque Nacional Nevado Tres Cruces son la Laguna Santa Rosa, también al norte, y la Laguna Negro Francisco al sur del Parque, que tiene menos altura que la del norte.

 

En esta zona cerca de la frontera argentina, también está la cumbre de montaña más alta de Chile, que es del volcán Nevado Ojos del Salado, el volcán activo más alto del mundo. Otros volcanes en el entorno del salar incluyen el Incahuasi, el San Francisco, el Tres Cruces, y muchos más.

Los 5 Mejores Tours en Bicicleta de Chile

El glorioso terreno de Chile es rico en color, lagos y saltos, y la mejor forma de verlos de cerca es ir en bicicleta por sus tierras. Puede que parezca un logro difícil, pero hay muchas formas de ir en bicicleta por Chile y disfrutar a la vez de sus paisajes, viñas y playas.

Lo mejor de desplazarse en bicicleta es la libertad. Puedes simplemente parar en donde quieras y sacar fotos, y no tienes que preocuparte de que tu viaje perjudique el paisaje increíblemente hermoso de Chile.

Estas son las mejores cinco excursiones en bicicleta que deberías hacer para ver lo mejor de Chile:

 

BikeTours
BikeTours

 

Excursión lagos y volcanes del sur

Explora la región sureña de Chile en bicicleta y observa las rocas volcánicas y lagos relucientes en el modo de transporte más natural de todos: la bicicleta. Puede que parezca un logro imposible atravesar el paisaje glacial del sur en bicicleta, pero en realidad el terreno agrícola fértil y los bosques densos son el mejor entorno para una aventura en bici. Ve la espectacular cordillera de cerca además de algunos de los parques nacionales más asombrosos de la zona. También puedes pasar por cerca de los volcanes Lanín, pasar por la Reserva Biológica Huilo Huilo y las carreteras recién pavimentadas que encierran el hermoso Lago Ranco, tomando la ruta de los antiguos pobladores alemanes. El clima también es perfecto para ir en bicicleta, alrededor de 18 grados la mayoría del tiempo.

Puerto Varas Mountain Bike tour

 

Hasta la frontera en bicicleta

Ve a la frontera argentina en bicicleta y verás algunas de las vistas más espectaculares de la región en el camino, incluyendo glaciares, parques nacionales y bosques antiguos. Los Andes marcan la línea entre los dos países, y esta excursión te lleva por algunos de los senderos indígenas originales, creados por unos de los primeros en habitar el continente. Esta excursión es únicamente local, con paradas en aldeas locales además de bosques vírgenes, y hasta los senderos de la costa pacífica en la Región de los Ríos.

BikeTours
BikeTours

 

La tierra del vino chileno

Esta cicletada del vino te llevará desde Santiago hasta el hermoso pueblo de Zúñiga, donde disfrutarás andando por los viñedos de este lindo pueblecito. La ruta pasa por muchos otros hermosos pueblos chilenos también en esta celebración del vino, con molinos tradicionales y la más famosa región vinícola de Chile, el Valle Colchagua. La excursión también se para en la capital vinícola de Chile, Santa Cruz, ubicada en el Valle de Apalta. Prueba unos de los vinos más históricos de Chile aquí, además de las más nuevas selecciones de ecovinos. El tour te llevará hasta las maravillosas orillas de la Costa Pacífica, donde las playas naturales, hermosas y aisladas proporcionan algo de descanso después de tanto andar en bicicleta, antes de volver en lanzadera hasta Santiago.

Bicycle tours patagonia ecochile

 

Bicicleta en la Patagonia

Empieza tu excursión en las tierras del lago Bariloche con espectaculares vistas a la cordillera y al lago. Disfruta de un mágico traslado en lancha y viaja por el Parque Nacional Arrayanes, el hogar de la arena arrayan muy única de Sudamérica, antes de ir en bicicleta desde el Lago Espejo hasta el Paso Cardenal Samoré. Cuando llegues ahí, te esperarán unas termas divinas donde podrás relajarte y descansar los músculos. Explora el Lago Llanquihue en bici, con vistas a los volcanes Osorno y Calbuco. La excursión también te llevará por tierras agrícolas hermosas con saltos espectaculares como los de Petrohue, y Puerto Varas – un pueblecito sobre el lago donde completarás tu viaje en bicicleta.

santiago bike tour

 

Santiago y sus alrededores

Partiendo de Santiago, dirígete hacia el Valle Casablanca, conocido por sus deliciosos vinos y eucaliptos prístinos. Irás en bicicleta por los senderos del Valle San Antonio, bordeados por las montañas de los Andes, donde la degustación de vinos y la equitación son pasatiempos populares. Una parada en la colorida ciudad de Valparaíso también es parte del itinerario, antes de ir a la costa, al pueblo litoral de Matanzas. Te dirigirás de vuelta hacia otra bella región vinícola, el Valle de Apalta, para terminar tu excursión en el destino vinícola premium de Chile antes de regresar a Santiago.

Los Parques Nacionales más hermosos de Chile

Chile es una masa terrestre muy única. Su largo se extienda hasta la Antártida al sur, con fiordos espectaculares, grandes lagos, montanas imponentes y glaciares gloriosos. El norte se extiende hasta el desierto Atacama, uno de los desiertos más áridos del mundo. Los dos extremos no podrían ser más distintos.

 

Estas extremidades únicas hacen de Chile un lugar de belleza espectacular. Tanto que esta cinta delgada de tierra ahora es protegida con Parques Nacionales y sitios UNESCO de Patrimonio Mundial, para que la rica biodiversidad de la tierra pueda sobrevivir. También significa que los visitantes pueden disfrutar de esos paisajes famosos, sabiendo que serán protegidos y gestionados.

 

Para realmente descubrir los terrenos diversos de Chile, asegúrate de visitar estos cinco parques nacionales más hermosos de Chile.

 

Rapa Nui National Park

 

Parque Nacional Rapa Nui

Mejor conocido como Isla de Pascua, Rapa Nui es el nombre local de la isla ubicada cerca de la costa pacífica de Chile. La isla es famosa por sus antiguas estatuas Moai, que fueron construidas por isleños de origen polinesio que se instalaron en la isla alrededor de 300 AD. Entre los siglos X y XVI, los isleños competieron construyendo y levantando enormes estatuas y relicarios, y hoy quedan alrededor de 900 estatuas. Este paisaje cultural único no solamente es un parque nacional atesorado, sino también un sitios UNESCO de Patrimonio Mundial por su significado cultural fascinante.

Torres del Paine National Park

 

Torres del Paine

El Parque Nacional Torres del Paine es probablemente uno de los mejores conocidos de Chile, además de ser uno de los más grandes – el parque también es el tercero más visitado de todo Chile, con más de 250,000 visitantes cada año. Su ubicación sureña contribuye a su colección impresionante de campos de hielo, fiordos y glaciares que componen su paisaje. La belleza natural que ofrece el parque es asombrosa, con saltos, lagos y lagunas formando parte del azul sereno de esta región de Chile. La zona se conoce por su Cordillera Paine, que es compuesta de granito color rosado y que alcanza 3.000 metros de altura. Puedes llegar al Parque desde Puerto Natales o Punta Arenas, y combinar tu visita con el hermoso Parque Nacional Bernardo O’Higgins, que queda cerca.

 

Archpielago_Juan_Fernandez_(Vista_hacia_Robinson_Crusoe)

 

Archipiélago Juan Fernández

Las magníficas islas volcánicas que componen el Archipiélago Juan Fernández son el hogar de algunas de las especies más únicas del mundo. Las islas tienen criaturas raras y poco comunes, que no suelen encontrarse en condiciones parecidas, como por ejemplo pájaros carpinteros, colibrís firecrown, y marsupiales. Muchas de las criaturas que habitan la isla están en serio peligro de extinción, así que el parque ha sido una Reserva de la Biosfera UNESCO desde 1977. El paisaje de las islas también es extraordinario, con barrancos profundos y cumbres volcánicas nevadas – ideal para explorar.

 

 

Parque nacional la campana cascada

 

La Campana

Ubicada entre Santiago y Valparaíso, La Campana es uno de los parques nacionales más pequeños del país – pero lo que le falta en tamaño le sobre en atracciones. Es fácilmente accesible desde una de las dos ciudades cercanas, y es el hogar del Cerro la Campana, una montaña de más de 1.800 metros de altura, escalada por Charles Darwin en una de sus visitas al continente. Desde la cumbre de la montaña, puedes disfrutar de vistas espectaculares de los Andes y el Valle del Olum. La vista vale la pena.

 

Puente_de_las_Almas,_Chiloé

 

Chiloé

Chiloé es el archipiélago más norteño de Chile y es el hogar de algunos de los edificios más notables de la región. El parque nacional de la isla está lleno de iglesias de madera, muchas de las cuales son protegidas bajo el Patrimonio Mundial UNESCO. El parque también es dominado por los muchos bosques de Valdivia, conocidos por el pudú (un ciervo pequeño) y el zorro de Darwin. Desde la costa, también puedes ver colonias de lobos marinos, flamencos y ballenas azules pigmeas. Su clima lluvioso y bosques únicos le dan a este parque un toque muy distinto a los demás parques nacionales de Sudamérica – un paisaje único que ha sido el escenario de muchos mitos, leyendas e historias de brujería a lo largo de los siglos.

 

Tours exclusivos en Chile

San Pedro de Atacama

Lama walk San Pedro
Photo: chile.travel

Caravana Ancestral

Conoce el terreno único del desierto Atacama, como lo hizo la antigua gente de Atacama, en el tour Caravana Ancestral. Haz trekking con llamas andinas tradicionales junto con comunidades locales y gente indígena, compartiendo sus costumbres y cultura en el camino. El tour es una gran manera de aprender más sobre las culturas tradicionales del desierto, y conectarse con la gente local.

 

Atacama Ballooning
Photo: Atacama Ballooning

Paseo en Globo Aerostático

Ve el desierto desde otra perspectiva en un paseo mágico en globo aerostático sobre el desierto. “Balloons Over Atacama”, operado por Eastern Safaris, ofrece paseos diarios sobre el desierto Atacama y cerca de San Pedro de Atacama con vistas a los salares sin fin, volcanes impresionantes, y formaciones rocosas. Cada vuelo puede llevar hasta 16 pasajeros, y también se dispone de una opción premium que incluye un vaso de vino espumoso al final y una foto del vuelo.

Isla de Pascua

Photo: imaginaisladepascua
Photo: imaginaisladepascua

Excursiones de pesca en Rapa Nui

Explora Rapa Nui y aprende más sobre la tradición nativa de la pesca y la cocina en esta excursión de media jornada de la isla. Con la ayuda de un pescador nativo de Rapa Nui, aprenderás las técnicas básicas detrás de la pesca en la isla, y luego pescarás tú en sus aguas. La captura del día será preparado y cocido sobre las rocas volcánicas calientes naturales de la isla para crear el plato tradicional “Tuni Ahi”, que se sirve sobre hojas de banano.

 

Photo: Hangaroa.cl
Photo: Hangaroa.cl

Montar a caballo en Rapa Nui

Explorar la isla montado a caballo es una de las mejores formas de descubrir la belleza natural de la región y reducir tu huella de carbono. La experiencia típica de Rapa Nui te llevará a unas de las áreas más remotas de la isla a las que sólo se puede llegar usando este modo de transporte tradicional. Además, no es necesario que tengas experiencia en la equitación para realizar este viaje al pasado. Es una experiencia tranquila y cautivadora que lleva a personas de todo nivel de conocimiento por regiones como Rano Raraku, Orongo y el Monte Terevaka.

Santiago y Chile Central

penguins zapallar

 

Excursión para ver pingüinos en Cachagua

Deja atrás el bullicio de la capital y dirígete hacia las hermosas playas e islas cerca de los pueblos de Cachagua y Zapallar. Conocidos por sus riquísimos mariscos y paisajes impresionantes, los pueblos ofrecen acceso a la aislada y protegida Isla Humboldt, también conocida como la Isla de Pingüinos. Disfrutarás de la magia del campo chileno en camino a la costa, con sus paltos y viñas. Luego tomarás una lancha para ir a saludar a la colonia de pingüinos que vive en la Isla Humboldt. También tendrás tiempo para bañarte y tomar el sol en bahías escondidas, y probar los mariscos de la región.

 

IMG_2259

 

Excursión trekking en la nieve desde Santiago

Ponte los snowshoes y haz trekking por el corazón de la cordillera en esta experiencia única guiada por expertos. La excursión parte desde Santiago con un guía experto alpinista, para el valle Cajón del Maipo. Disfrutarás de vistas espectaculares de la cordillera y las cumbres nevadas mientras subes y cuando finalmente alcances Aguas Panimávida. Guías expertos de la región harán que la experiencia sea aún mejor contando historias sobre las montañas y los volcanes antes de dirigirse de vuelta al pueblo San Jose del Maipo para disfrutar una sabrosa empanada chilena.

 

Región de los Lagos

ecochile.travel
chile.travel

Parque Nacional Alerce Andino

El distrito de lagos del sur de Chile es uno de los paisajes más dramáticos del país, y esta excursión te llevará a una de las joyas naturales más valiosas de la región, el antiguo alerce. Este árbol fue convertido en un monumento nacional en 1976 y mide 45 metros de altura y 4 de ancho. Ubicado en el Parque Nacional Alerce Andino, este tour te llevará por bosques antiguos y ofrece vistas al volcán Calbuco y a la cordillera andina de Patagonia. Caminarás por tres lindos senderos, incluyendo una caminata por un salto, y tiempo suficiente para relajarse y disfrutar del paisaje.

 

Photo: Guillermo Retamal
Photo: Guillermo Retamal

Chiloé

Ubicado en la región de Los Lagos, el tour de la Isla de Chiloé parte desde Puerto Varas o Puerto Montt. Tomarás el ferry por el océano Pacífico hasta llegar a la isla, que es la quinta más grande de Sudamérica. Visita el pueblo más viejo de la Isla, Chacao, y sus iglesias y arquitectura nativas construidas en 1567 y registradas como Patrimonio Mundial UNESCO. La excursión también incluye una visita a Castro, la capital y la tercera más antigua ciudad de todo Chile. Visitas tendrán la oportunidad de comprar en los pueblos y la ciudad y probar la comida de un restaurante típico de Chiloé.

 

Photo: feel patagonia
Photo: feel patagonia

Patagonia

Observar ballenas desde Punta Arenas

Viaja por el primer Parque Nacional Marino de Chile, Francisco Coloane, y observa unas de las criaturas más majestuosas del mundo – ballenas jorobadas. Conoce estos animales maravillosos desde cerca, rodeado por paisaje virgen impresionante, incluyendo glaciares colgantes en la cordillera Darwin mientras navegas por el parque y las regiones vecinas. También tendrás la oportunidad de ver algunos de los otros habitantes del parque, incluyendo pingüinos de Magallanes, lobos marinos, toninas, albatroses y elefantes marinos.

 

 

Photo: celebratebig
Photo: celebratebig

Trekking en el hielo en el Glaciar Grey

No hay nada tan impresionante que caminar sobre un glaciar. Con Big Foot Patagonia, puedes hacer trekking en el hielo sobre el Glaciar Grey, y serán los únicos turistas del lugar. Con la ayuda de un guía experto, se te proporcionará el equipo necesario para subir y caminar las 2.5 horas por grietas, ríos, lagunas y túneles en el prístino Glaciar Grey. Visitas con problemas de rodilla deberán consultar con un guía antes de reservar.

 

Cabalgatas en Chile

Galopa a lo largo de senderos sinuosos y laderas rocosas, a través de arroyos espumosos y por lagos verde jade rodeados de picos de montañas escarpados. Montar a caballo a través de Chile desvelará paisajes remotos impresionantes que no podrías ver de otro modo.

Montar a caballo es una de las mejores formas de ver las vigorosas y hermosas afueras de Chile. Estás resiguiendo las huellas la tradición del  Huaso Chileno (cowboy), experimentando la naturaleza con todos tus sentidos.

Hay muchos lugares preciosos para montar a caballo en Chile, pero aquí tenéis unas cuantas de las oportunidades  más impresionantes para montarse al sillín y adentrarse al sendero.

 

Photo: Ecocamp Patagonia
Photo: Ecocamp Patagonia

Parque nacional Torres del Paine

A la Madre Naturaleza a veces le gusta demostrar de lo que es capaz y Torres del Paine es un buen ejemplo de ello. Torres del Paine, las montañas que dan al parque su nombre, son tres picos distintivos de granito a tocar del cielo. Enormes glaciares, altos picos rocosos, lagos deslumbrantes e imponentes ríos llenan a cada visitante de admiración.

El terreno es perfecto para largas galopadas y puedes quedarte o bien en una estancia (un rancho), o acampar en un trayecto de varios días. Podrás montar hasta lo alto de los glaciares, explorar las estribaciones y bordear los humedales con el espectacular macizo Paine de fondo.

 

Patagonia

Los paisajes salvajes de la Patagonia, con sus montañas cubiertas de nieve en el pico y sus enormes cielos, son el lugar perfecto para una aventura a caballo. La UNESCO ha nombrado esta área como Reserva Mundial de la Biosfera y es el hogar de algunos de los paisajes más espectaculares del mundo.

El viento puede soplar fuerte y las condiciones climatológicas pueden ser extremas, así que haz caso de los consejos de tu guía local para disfrutar de un paseo seguro y agradable. Los trayectos a caballo en la Patagonia normalmente pasarán por las pistas bajas a través de los valles para evitar los fuertes vientos.

 

Chile Argentina Crossing
Photo: equus-journeys

 

Cruce entre Chile y Argentina a caballo

Para un trayecto a caballo realmente épico, puedes cruzar los Andes por un sendero que San Martín y su “Ejército de los Andes” usaron en 1817 cuando libraron el pueblo de Chile de los monarcas Europeos. Viajarás a través de pasos de montaña empinados, flanqueados por los imponentes picos de piedra del Mercedario y el Aconcagua.

Durante el trayecto tendrás mucho tiempo de parar en pueblitos locales a lo largo del camino y explorar. Tendrás la opción de terminar en Mendoza, Argentina donde te puedes relajar y probar uno de los vinos de mayor renombre mundial producido allí – te lo has ganado.

 

Valle de la Muerte, Atacama Desert. Chile. Nov 2016. Photo/Tomas Munita, Atacama Desert. Chile. Nov 2016. Photo/Tomas Munita NYTCREDIT: Tomas Munita for The New York Times
Photo: Tomas Munita

Desierto de Atacama

Atacama es una inmensa extensión de terreno pedregoso salpicado de lagos salados y lava félsica que fluye hacia los Andes. Está situado entre dos sierras que crean sombras orográficas a los dos lados, haciéndolo el desierto no polar más seco del mundo. Hay algunas estaciones en que no ha habido nada de lluvia y en ocasiones no cae ni una gota en la región durante años.

Explorar este desierto antiguo y árido a caballo no se parece a ninguna otra experiencia de viaje en el mundo. A medida que pases por los barrancos oxidados, las vastas salinas blancas y los lagos de colores, te sentirás como si estuvieras en la superficie de otro planeta.

La pequeña localidad de San Pedro de Atacama es la base ideal para empezar tu trayecto. Asegúrate de dirigirte hacia el Valle de la Luna, que tiene un paisaje en forma de luna y parece surrealista e hipnótico cuando se ilumina por el resplandor dorado del sol poniente. La mayoría de los recorridos a caballo empezarán en San Pedro y viajarán a lo largo del río Vilama hacia Los Cardones de Ravine, la Garganta del Diablo y la Piedra de la Coca.

Para crear tu aventura a caballo perfecta en Chile, revisa nuestro apartado de Diseña tu recorrido para que puedas customizar tu propio tour.

 

Cajón del Maipo – Embalse el Yeso

Eran las 8:25 cuando partimos. Todos estaban a bordo y Felipe sugirió que descansáramos durante el viaje fuera de la ciudad. Primero habló en español (3 de los pasajeros eran argentinos, 4 brasileños, 1 chino, 1 estadounidense, y yo, de Inglaterra), luego repitió en inglés.

Nos demoramos alrededor de una hora en llegar a la pequeña cafetería en la entrada del cañón, donde paramos para tomarnos algo caliente. También nos comimos un trozo de pastel cada uno. El grupo empezó a conversar y aprendimos de donde éramos todos y a dónde íbamos.

Aún tenía cara de sueño cuando entramos a la cafetería, pero durante el viaje después, el paisaje se cristalizó. Nos adentrábamos en un valle verde, con muros montañosos a los dos lados de la carretera, cumbres nevadas que parecen crecer mientras nos acercábamos. Esto era el Cajón del Maipo. Esto era lo que había visto en todas las fotos.
El guía dominaba el inglés excelentemente. Era simpático y dispuesto a contestar cualquier pregunta, no solamente sobre la excursión sino sobre Chile en general. Pasamos por el pueblecito de San José de Maipo, establecido en 1792. Para llegar a ser un pueblo oficialmente, tuvieron que construir una pequeña iglesia, un hospital, y un edificio de la municipalidad. Originalmente era el hogar de los mineros de la zona, quienes extraían plata y oro. Hoy en día venden productos artesanales hechos de los minerales preciosos.

 

El guía continuó hablando mientras pasamos por el pueblo y los cañones alrededor. El río Maipo que atraviesa este valle, serpenteando por el terreno irregular, tiene mucha importancia para Santiago. Provee electricidad para la capital y también sirve de portal con la naturaleza, con muchas opciones a la hora de hacer deportes de aventura. Puedes andar en kayak y rafting en el río, y muchos santiaguinos vienen aquí los fines de semana para escaparse de la contaminación de la ciudad. El fresco aire de montaña te refresca el cuerpo y te aclara la mente.

Avanzamos más adentro del cañón. Pasamos por el lado de una pequeña vía de tren con algunos trenes estacionados. Felipe nos explicó que antes los trenes llevaban cobre de las minas hasta Santiago. En 1985, removieron la mayoría de la vía. Además Pinochet vivió aquí. Vimos su casa, pero yo tenía que estar absorbiendo tanta información tan rápidamente que en realidad yo no la vi. Está en el valle en alguna parte. Estoy seguro.

Antes de que pudiera contemplar lo que había hecho Pinochet, estábamos corriendo por otro pueblecito, aprendiendo sobre los almendros de la región – la exportación más importante del Cajón del Maipo.

Finalmente pudimos estirarnos y sacar algunas fotos. Se podía ver el glaciar encima de la cumbre de la montaña – un bloque gigante de hielo, posado precariamente en el borde.

El sitio parecía estar lleno de refugios antibombas grandes. Parecían algo de una película de guerra, pero Felipe nos dijo que estaban ocupados entre 1953-1964 por los constructores de la represa cercana. Tienen techos curvados para desviar el viento y la nieve. Sin embargo, no tienen ventanas, y los constructores tenían que vivir en condiciones congeladas durante todo el proyecto.

 

 

Después fuimos en vehículo hasta la represa, que queda a un paso, donde nos bajamos nuevamente para conocer el hermoso rincón de cuatros vientos. No es difícil ver como se ganó ese nombre. Por donde mires, el viento te bofetea, el polvo te arde los ojos y se mete detrás de tus párpados. Tornados en miniatura golpean el agua en la distancia.

 

Un grupo de turistas estaban en el rincón, luchando por quedarse de pie para sacarse selfies.

 

Saqué algunas fotos para mí. El embalse era muy lindo. Las montañas nevadas mejoraron la apariencia del embalse artificial.

 

Después de un corto viaje de vuelta por donde habíamos venido, nos paramos en el lado de la carretera y Felipe nos dijo que había montado un picnic. Había una mesa en un pequeño cerro, con una cascada en las rocas detrás. Habían aceitunas, trozos de zanahoria, y pan. La salsa para el pan era una mezcla de salsa de soja, semillas de sésamo, y queso crema. Es una mezcla muy rara, una que ya había visto a otro chileno comer esa misma semana. Son tres cosas que personalmente yo no juntaría, pero me sorprendió con lo rico que estaba. A lo mejor se come en otras partes y soy yo que no lo conozco, o quizás es una exquisitez moderna de Chile. Como sea, vale la pena probarlo.
Habían unas botellas de vino para compartir entre el grupo, también. No me gusta mucho el vino, pero lo probé.

 

Continue reading “Cajón del Maipo – Embalse el Yeso”

Los mejores lugares donde quedarse en Patagonia

El Parque Nacional Torres del Paine en Patagonia, Chile, es una de las regiones más espectaculares del mundo. Flanqueado por gloriosas montañas, lagos y glaciares, la Reserva de la Biósfera UNESCO es un punto de atracción para mochileros y aventureros.

Pero encontrar los lugares más únicos para quedarte puede ser complicado. Por eso hemos recopilado una lista de nuestros lugares favoritos para quedarse en Patagonia. Desde hacer glamping en eco-cabañas dentro del Parque Nacional hasta disfrutar de fogatas calentitas, spas y vistas espectaculares del Parque – el alojamiento en Patagonia lo ofrece todo.

Domes-Patagonia-Ecolodge

 

Ecocamp

El premiado EcoCamp se ubica únicamente en el hermoso Paine Massif, en el corazón del Parque Nacional Torres del Paine. Alójate en una cabaña sostenible y disfruta de cenas comunitarias rodeadas por el entorno natural de las montañas y glaciares de Patagonia. Pasa los días caminando por la belleza natural de la región y termínalas en el calor y comodidad de tu cabaña, equipada con mantas de polar y un baño privado. El camping ofrece cuatro distintos tipos de cabaña – uno lo suficientemente grande para acomodar una familia de cuatro personas.

 

Photo: Singular Patagonia
Photo: Singular Patagonia

 

The singular

The Singular es una cadena hotelera que ha dejado su impresión en Patagonia con el Hotel Puerto Bories. Este lujoso hotel de cinco estrellas fue renovado de su vida original como una vieja planta de almacenamiento en el siglo XX (de la compañía Frigorífico Bories). El hotel se ha comprometido a proteger el medioambiente, y siempre busca maneras innovadoras de reducir su huella de carbono y eficiencia hídrica, como por ejemplo construir el hotel con materiales sostenibles. Este edificio único se ubica justo afuera de Puerto Natales, y celebra su patrimonio e historia con sus varios elementos originales aún intactos. Aprovecha de un spa de clase mundial, y alójate en una de las 57 habitaciones y suites. El hotel también ofrece varias excursiones al Parque Nacional Torres del Paine, y fue votado como uno de los mejores hoteles de Chile por los Premios Traveller’s Choice de TripAdvisor.

 

Photo: Awasi hotel
Photo: Awasi hotel

 

Awasi

El impresionante Hotel Awasi Patagonia es compuesto de 14 villas exclusivas enclavadas entre el follaje de una reserva privada, con vistas a la joya de la región: el Parque Nacional Torres del Paine. Cada villa viene con un guía privado especialista y un vehículo para explorar el Parque, permitiéndote apartarte de los caminos trillados. Modeladas en viejas puestas avanzadas y albergues patagónicos, las villas ofrecen vistas exclusivas al bosque y a la Estepa Patagónica además de privacidad sin rival, un jacuzzi acogedor y una fogata al aire libre. Cena en el restaurante integrado, el Relais & Chateaux, y disfruta de platos frescos preparados a pedido por el chef Federico Ziegler con ingredientes cultivados en el paisaje natural. Arriendo de villas desde 950$USD por día, por persona.

 

Photo: Tierra Patagonia Hotel
Photo: Tierra Patagonia Hotel

 

Tierra Patagonia

Ubicado cerca del espectacular Lago Sarmiento, El Hotel y Spa Tierra Patagonia es un retiro relajante para visitas que busquen un escape de la vida urbana. Enclavado en los cerros de Patagonia, el hotel ofrece vistas increíbles al Parque Nacional Torres del Paine. Las paredes recubiertas de madera y muebles y artesanía chilenos componen un espacio acogedor para pasar una tarde fría después de un día de trekking. Cuando quieras descansar, puedes aprovechar el Spa Uma excepcional, con su filosofía de spa aventurero que incluye piscinas cubiertas y descubiertas, un jacuzzi, baño de vapor, sauna y tratamientos spa, todos los cuales otorgan vistas maravillosas al Parque Nacional.

Altiplanico Natales
Photo: Altiplanico Patagnonia

 

Altiplanico

Podrás conocer el Parque Nacional Torres del Paine de cerca y disfrutar de una de las vistas naturales más finas del mundo si te alojas en el Hotel Altiplánico Puerto Natales. Popular entre mochileros, eco-lovers y aventureros deportivos, el hotel dispone de todos los lujos y comodidades que te esperarías de un hotel de lujo – por ejemplo internet gratis, bar y restaurante con un menú diario variado, masajes y servicio de lavandería. La filosofía del hotel se trata de unirse con la naturaleza, y en vez de imponerse sobre la naturaleza, su arquitectura logra integrarse con su entorno. El diseño interior y exterior reitera un respeto por el medioambiente y por la cultura nativa que inspiró el diseño.

Bosques que templan el alma

El bosque templado lluvioso es una de las joyitas de nuestro país, si bien también se encuentra en algunas áreas fronterizas de Argentina, sus mayores extensiones están aquí, en el sur de Chile, desde Valdivia hasta Chiloé.  Es una maravilla estar en medio de uno de estos bosques, a pesar de ser oscuros, en ellos se siente cómo brota la vida desde abajo, todo emerge en busca de los rayos de sol que aparecen como focos extraterrestres que cruzan las ramas y hojas hasta el suelo. Una cama de hojas podridas, nuevas, brotes, líquenes, musgos, renovales, semilleros, arbustos, flores y un sin fin de fauna nativa prospera espesamente mientras es escoltada arriba por árboles de hoja perenne, creando un perfecto y único clima selvático donde nos sentiremos asombrados por la vida misma ansiosa de salir a escena.

Photo: Andrea Riquelme
Photo: Andrea Riquelme

También llamado la “selva valdiviana”,  este bosque se manifiesta en un clima templado lluvioso, único, ya que alberga más de dos mil especies endémicas, que quiere decir que solo las podrás ver ahí, y en ningún otro lugar del mundo.

Podrás no sólo ver el color verde en todas sus memorias, si no que también podrás sentirlo, respirarlo y guardarlo siempre en ti. Ahí, en algún lugar donde se recolectan y albergan las emociones certeras, esas que hacen que una vez que las sentiste puedas volver a ellas mentalmente, cuando quieras, cuando sientas que es necesario.

nalca
Photo: Andrea Riquelme

Si en algún ámbito de tu vida te sientes vacío, pues visita este lugar, su densidad, diversidad  y belleza seguro llenará este espacio, el olor de sus fértiles y fecundos suelos te harán caminar feliz entre helechos y cursos de agua. Te sentirás  protegido en tu andar, al igual que las copas más altas de los árboles amparan estas tierras que son verdaderas cunas de vida, oasis de esperanzas para el mundo en que vivimos.

Photo: Andrea Riquelme
Photo: Andrea Riquelme

Algunas de las especies que podrás ver, Arrayán (Luma apiculata), Avellano (Gevuina avellana), Coihue (Nothofagus dombeyi), Chilco (Fucsia magellanica), Maqui (Aristotelia chilensis), Ulmo (Eucryphia cordifolia), Tineo (Weinmannia trichosperma), Olivillo (Aextoxicon punctatum), Colihue (Chusquea culeou), Copihue (Lapageria rosea), Botellita (Mitraria coccinea), Helechos (Lophosoria quadripinnata), Luma (Amomyrtus luma), Murta (Ugni molinae), Notro (Embothrium coccineum), Quila (Chusquea quila),  entre muchas otras más, como hongos, musgos, líquenes, enredaderas,  aves, ranas, insectos y mamíferos.

Chile y su potencial cientifico

La interacción de los elementos geográficos que confluyen en el territorio chileno a lo largo de la historia, nos otorgan hoy como resultado dinámico, un patrimonio riquísimo, con una variedad de ecosistemas, microclimas y escenarios diversos, que en algunos casos son únicos en el mundo.

 

Estas características que alberga Chile, no son nuevas para la comunidad científica mundial, que lleva décadas manifestando su interés a través del desarrollo de importantes proyectos de ciencia y tecnología, lo cual ha permitido ir expandiendo nuestra capacidad para percibir e interpretar a Chile como un verdadero laboratorio natural.

 

Alma
Alma Observatory

 

Para el mundo de la astronomía, los cielos del desierto de Atacama no tienen comparación, instituciones internacionales han financiado varias instalaciones astronómicas y para el 2018, el 68% de la capacidad mundial de observación del universo, se encontrará aquí. Algunos observatorios que se pueden visitar en el desierto de Atacama son el Paranal y Alma.

Por otro lado, las erupciones volcánicas y los terremotos, son eventos frecuentes dentro delterritorio chileno, es más, aquí se ha liberado más del 40% de la energía sísmica registrada en el planeta, con una presencia constante de este fenómeno, lo que se traduce en una oportunidad permanente de investigación y turismo científico. Además, estamos ubicados en el Cinturón de Fuego del Pacífico, lo que significa ser uno de los países con mayor actividad volcánica de la tierra.

 

1000x400-slide_banner1-A
Kultracultura park

 

En este sentido, una de las áreas más interesantes para visitar, es el Geoparque Kutralcura, ubicado en la región de la Araucanía, al sur de Chile, donde se puede conocer este Chile volcánico, a través de sus 15 georutas.

Estos ejemplos son una muestra pequeña de proyectos locales y lugares con características singulares de Chile relacionadas a su valor científico intrínseco, por lo que si hay interés en conocer más sobre este tipo de iniciativas, recomiendo revisar el libro llamado ‘Tecnociencia’ de Andrea Obaid, editorial compass chile Spa. en donde se describen 30 rutas de turismo científico en Chile (español e inglés).

 

Mamalluca Observatory

 

La herencia que se palpa a lo largo de estos 4.270 kilómetros de territorio, son expresiones de la naturaleza y de la cultura del territorio, expresando las evidencias de la evolución de la tierra y sus habitantes, es como viajar en el tiempo y comenzar a descubrir, entender y valorar lo que muchas veces nos parece ínfimo e insignificante.

Aprovechemos la oportunidad que nos ofrecen estos lugares para relacionarnos con el patrimonio de una manera más profunda, ampliando y complementando nuestros conocimientos.

 

El encanto de Valvidia, la perla del río

La ciudad de Valdivia es una de las ciudades más antiguas de Chile (fundada en 1552) y es a veces conocida como “la perla del sur”. Pero ¿qué hace de Valdivia un lugar único como una “perla”? ¿Es el encanto de Valdivia algo que podríamos poner en palabras? Probablemente no, pero si vas a estos lugares, podrás averiguar por qué la llaman así.

valdivia kayaking

Ríos:

Valdivia es una ciudad fluvial, por lo que, para entender la magia del lugar, debes visitar sus ríos. Puedes caminar a lo largo de la orilla del cauce por “Costanera Arturo Prat” y ver que hay un montón de jardines y bancos sólo para contemplarlo … ¡porque no es sólo un río! Es el lugar donde la ciudad toma su vida (por ejemplo, donde la gente practica el remo y los lobos de mar toman una siesta).

valdivia city

Isla Teja y jardín botánico:

Una de las cosas más sorprendentes en Valdivia es su conexión con una pequeña isla llamada “Isla Teja”. Este lugar (anteriormente perteneciente a una sola persona) es el hogar de una de las universidades más importantes de Chile (Universidad Austral), algunos museos y un hermoso jardín botánico con alrededor de 950 especies de plantas diferentes.

¡Puedes pasar un día entero explorando los jardines!

valdivia market

Mercado Fluvial:

Uno de los atributos característicos de la ciudad de Valdivia es su mercado fluvial, que se encuentra a la orilla del río cerca del “Puente Pedro de Valdivia” que conecta Valdivia con la Isla Teja. En este mercado (abierto temprano en la mañana) se pueden comprar diferentes tipos de alimentos, como verduras, queso, pescado o marisco en general. Además, puedes encontrar artesanías típicas. Sin embargo, es el pescado ahumado, especialmente salmón ahumado, la atracción principal para el turista.

3397_104977915

Sistema de Fuertes de Valdivia:

Valdivia, como dije, es una ciudad antigua. Hace mucho tiempo, fue un lugar estratégico para la colonización española, como se puede ver por sus fortalezas ubicadas en el río Cruces, la bahía de Corral y la propia Valdivia. Si quieres explorar este lado de la historia de la ciudad, te divertirás mucho porque hay al menos 10 lugares diferentes relacionados con las fortificaciones españolas.

Valdivia_Cecinas Artesanales

Y, por último, la comida y la bebida:

(Este no es un lugar específico, pero ¡está directamente relacionado con el encanto de Valdivia!). Esta ciudad es un rico lugar gastronómico con algunas raíces en la cocina alemana y la cocina española, pero lo más importante, tiene una fuerte influencia del río y el mar (se puede comer diferentes tipos de pescado, pero el salmón es una de las mejores opciones aquí). Además, puedes deleitar tu paladar bebiendo diferentes tipos de cervezas artesanales. ¡Todo lo que debes hacer es venir y disfrutar del encanto de Valdivia!

 

 

 

El comienzo del fin del mundo, Coyhaique

Hace poco más de un mes estuve en Coyhaique, no lo conocía, vivo a más de 1.000 kilómetros de la capital de la vasta Patagonia chilena,  como lo denominaron los Tehuelches, “lugar donde hay agua”, donde confluyen los ríos Simpson y Coyhaique. Viajé en avión desde Puerto Montt a Balmaceda, en un vuelo que se hace corto para apreciar desde el aire el delgado país en el que vivimos, la gran cordillera como eje central de donde se despliegan innumerables fiordos, ríos, lagos y pampas, vigilados por un inagotable océano Pacífico.

mountains-andes-coyhaique
Foto: Tomas Irarrazaval

Coyhaique está rodeado de mesetas,  cerros y cortes que te dejan ver el lugar donde estás inserto, en medio de paisajes donde se pasea el viento como protagonista peinando y moldeando una geografía amplia, donde nuestra vista se pone alerta intentando agrupar todos nuestros sentidos en uno.

pampas-patagonia
Foto: Tomas Irarrazaval

Es imposible que nuestro cerebro no intente dotarnos de esta capacidad óptica por intentar resumir y proyectar todo lo que sentimos en un gran campo visual, que nos quita inmediata y naturalmente cualquier tipo de estrechez que tengamos, es por esto que creo que desde Coyhaique cualquier camino que uno quisiera tomar es bonito.

landscapes-from-patagoniajpg
Foto: Tomas Irarrazaval

Los cerros que resaltan de la cordillera como enormes moles titánicas y espolvoreados con nieve, el océano que se come los acantilados, la fuerza del agua que baja por los cerros curtiendo el terreno que recorren los huemules, aves y  liebres, camufladas entre coihues, lengas y ñirres que crecen fuertes siguiendo al sol por el trazo circundante de la cordillera que abraza a esta zona al igual que todos nuestros sentidos lo intentan hacer con nuestra vista.

rivers-coyhaique
Foto: Tomas Irarrazaval

Estuvimos sentados entre plácidas lagunas, sentimos cómo el solitario viento austral movía las flores en un campo de lupinos, pudimos ver cómo éste desperdiga sus semillas que pueblan áreas como verdaderas aldeas, junto a los ríos que fluyen en este entorno, contemplamos la inmensidad del Lago General Carrera desde un solitario muelle en Puerto Ibáñez.

flowers-from-coyhaique
Foto: Tomas Irarrazaval

Entonces entiendes que se trata de mucho más, que esto tiene que seguir más allá,  recorres y puedes ver a través de miradores naturales que claro, éste, literalmente,  es “el comienzo del fin del mundo.”

mountains-range-coyhaique
Foto: Tomas Irarrazaval

 

6 lugares que recomendamos para visitar:

Coyhaique, Puerto Aysén, Bahía Acantilada, Cerro Castillo, Lago Tamango, Puerto Ibáñez.

landscapes-from-patagonia-coyhaique
Foto: Tomas Irarrazaval

Cual es un buen lugar para hospedarse? : Vista Patagonia Lodge, donde la vista nuevamente es la protagonista, abrir la ventana de la pieza y ver el cerro Mackay que te deja por un instante paralizado y agradecido de poder sentirlo tan cerca. De líneas sencillas y modernas, atendidos por sus dueños, te puedes sentir tranquilo rodeado de silencio, en un lugar exclusivo con calidad, calidez y una vista privilegiada.

hotel-vista-patagonia-lodge
Hotel Vista Lodge – www.vistalodge.com – Foto: Tomás Irarrazabal

Huellas del pasado, Pali Aike en Patagonia

“200 kilómetros al noreste de Punta Arenas y en el límite fronterizo con Argentina se encuentra el desconocido Parque Nacional Pali Aike. Paisajes que mezclan una árida estepa magallánica, campos de rocas volcánicas,  sitios arqueológicos de antiguas etnias aborígenes,  y una rica diversidad de fauna –pumas, ñandúes, flamencos, por nombrar algunos- estos hacen de Pali Aike un rico destino turístico y cultural. “

A la sombra del parque nacional Torres del Paine, que acapara a la gran mayoría de los turistas que llegan a la Región de Magallanes. Este destino permanece escondido de las multitudes, conservando casi intactos los rastros del pasado.  En este remoto rincón del planeta es posible ver cómo confluyen armónicamente la historia geológica, natural y  arqueológica de la Patagonia prehistórica.

pali-aike-national-park

El puma es el rey por excelencia de estos territorios. Las cuevas formadas por las rocas y los cráteres del parque, hacen de hogar para este depredador. Los guanacos son abundantes en toda la estepa magallánica y son el plato favorito del puma. En este parque podemos encontrar diversos panoramas, como la maravillosa Laguna Santa Ana y los senderos que te invitan a conocer  una gran colonia de flamencos.

Aborigenes y Volcanes

Su nombre se debe a los aborígenes que hace miles de años habitaron esta zona. Los Aonikenk, o también conocidos como Tehuelches, fueron nómades que se desplazaron por la Patagonia, entre el río Santa Cruz (Argentina) y el Estrecho de Magallanes (Chile). Buscaban guanacos, ñandúes y otros animales que conformaban su dieta alimenticia. Así fue que visitaron constantemente la zona que hoy comprende el parque, llamándoles la atención el gran campo volcánico que se extiende en este lugar y que se asimila a un paisaje lunar, diferente al resto del paisaje patagónico. Por sus extrañas características geográficas y que hicieron creer a los Aonikek en la existencia de espíritus malignos, lo llamaron Pali Aike (Lugar Desolado).

cave-patagonia-pali-aike

Acá también es posible ver las cuevas que los Aonikek utilizaron como refugio. Excavaciones en los sitios arqueológicos “Cueva Pali Aike” y “Cueva de Fell” han demostrado la temprana presencia humana en la Patagonia. Los restos encontrados –fogones, piedras “puntas cola de pescado”, restos de fauna extinta como el mylodón y el caballo nativo americano- Sus estudios posteriores han permitido a los arqueólogos estimar que el ser humanos habitó esta zona hace más de 8.000 años.

paths-pali-aike-national-park

Senderos

En el parque existen varios senderos que te llevan a visitar cada una de sus particularidades y que no representan una dificultad mayor. En un solo día se puede experimentar una caminata sobre un milenario campo volcánico,  adentrarse en el cráter de un volcán extinto, sentarse dentro de una cueva, cerrar los ojos e imaginarse a los habitantes prehistóricos que vivieron en estas tierras. Visitar una pequeña laguna donde viven cientos de flamencos o sentir la adrenalina que significa saber que en algún rincón cercano puede haber un puma. Si  son  afortunados  todo puede terminar con un gran atardecer, observando una postal poco conocida por  los visitantes de la Patagonia.

sunset-patagonia